CIG-Ensino lleva al parlamento la campaña de recuperación de los derechos laborales de los docentes gallegos

CIG-Ensino lleva al parlamento la campaña de recuperación de los derechos laborales de los docentes gallegos
CIG-Ensino lleva al parlamento la campaña de recuperación de los derechos laborales de los docentes gallegos

Representantes de esta central, encabezados por su secretario nacional, Suso Bermello, mantuvieron una reunión con los responsables de Educación de los cuatro grupos parlamentarios para trasladarles las principales reivindicaciones del profesorado de la enseñanza pública gallego

Tras recorrer los 1.200 centros de enseñanza que hay en Galicia y recoger cerca de 12.000 firmas de apoyo al decálogo de medidas urgentes para la restitución de los derechos perdidos en los últimos años por el profesorado gallego, la CIG-Ensino mantuvo reuniones con los responsables de Educación de los cuatro grupos parlamentarios con representación en el Parlamento de Galicia. En concreto, su secretario nacional, Suso Bermello, se entrevistó con César M. Fernández Gil del grupo popular; con Luca Chao Pérez y Ánxeles Cuña, de En Marea; con Luis M. Álvarez Martínez y Xaquín Fernández Leiceaga del grupo socialista y con Olalla Rodil Fernández del grupo del BNG.

En las reuniones se les trasladó a los representantes políticos “a sensación de fartura que ten o colectivo docente polos recortes sufridos nos últimos anos e polo empeoramento manifesto das súas condicións de traballo”. En palabras de Suso Bermello, “a Xunta de Galicia estase convertendo na administración campioa dentro do Estado español en manter os recortes, dado que noutros territorios xa se recuperou a xornada lectuva anterior á crise, reduciuse o número de alumnado por aula, non se están a aplicar os descontos por enfermar ou xa se asinaron acordos retributivos que permitiron unha suba salarial”. Sin embargo, Bermello incidió en que “o goberno Feijoó estase quedando atrás, malia pregoar continuamente a recuperación económica, e non foi capaz nin sequera de devolver as contías recortadas da paga extra dos exercicios 2014 a 2016 que, no caso dunha persoa sen antigüidade supoñen arredor de 3.600 euros que lle debe o goberno da Xunta. Este recorte incidiu no empeoramento das condicións salariais do persoal funcionario de Galiza ao respecto do de outros territorios do Estado".

El representante del sindicato mayoritario en la enseñanza pública gallega les recordó a todos los grupos políticos que el colectivo docente hizo un esfuerzo ingente desde 2010 por mantener la calidad de la enseñanza pública en nuestro país. Sin embargo, “este persoal séntese desprezado e abafado por unhas condicións de traballo que o están levando ao límite: con rateos insostíbeis nas aulas, sobre todo nas áreas urbanas, ou co agrupamento de estudantado de diferentes idades e niveis no ámbito rural; a imposibilidade de realizar desdobres e de contar con persoal de reforzo para o alumnado con necesidades específicas de apoio educativo; un incremento dos labores burocráticos en detrimento do labor docente, así como unha situación de inestabilidade permanente ao non convocarse prazas definitivas que lle permita formar parte dun proxecto pedagóxico dun centro de forma estábel…”

Los representantes políticos tomaron nota de esta situación, indicaron que ya habían presentado iniciativas en el Pleno o en las comisiones para mejorar esta situación y estudiarán volver a llevar al Parlamento aquellas reclamaciones con lo que están en sintonía, que en el caso de los grupos de la oposición son la práctica totalidad. Desde la CIG-Ensino aprovecharon estas entrevistas para destacar que simplemente con la reducción de la jornada laboral a las 18 horas en Secundaria y FP y a las 21 en Infantil y Primaria, así como del número de alumnado por aula y una reglamentación de las afines idónea, el profesorado gallego podría obtener cierto respiro en su situación diaria en los centros. Esto permitiría, además, según les recordó Bermello a los grupos parlamentares, dotar de estabilidad el personal interino de cierta edad o con bastantes años de servicio que, tal y como está prantexada la oferta pública de empleo este año y el hecho de que no exista un verdadero concurso-oposición, se puede ver abocado al paro el próximo curso si no supera este proceso selectivo. Esta situación se vio agravada trala aplicación hecha por la Consellaría del acuerdo sindical con las organizaciones estatales, que impide incrementar en las ofertas de empleo los puestos de trabajo actualmente existentes, mas que se puede sortear con el aumento de planteles de los centros sin que se incorporen esas plazas a mayores a las oposiciones de estos años de cumplimiento del acuerdo.

Por último, desde el sindicato nacionalista se propuso que en el Pleno del Parlamento se inste al gobierno gallego a eliminar los descuentos por la situación de incapacidad temporal y a recuperar el poder adquisitivo del profesorado que perdió nos últimos 8 años. La estos efectos a representación de la CIG-Ensino hizo especial hincapié en la situación provocada por el acuerdo salarial de los sindicatos estatales con Montoro ya que esa suba non satisfai as reclamacións do persoal docente porque apenas suporá a recuperación dun 1,5% en tres anos, unha vez descontada a suba do IPC, fronte ao 13% de perda real de poder adquisitivo -se só temos en conta as cifras vinculadas ao Estado- e de case o dobre se valoramos a perda polos descontos aplicados a maiores polo goberno galego”. Bermello incidió que ese mayor diferencial incide también en las condiciones económicas del profesorado gallego al respeto del resto del Estado, doblemente castigado por el gobierno gallego: "con maiores recortes que noutros territorios e sen ter acadado ningunha mellora salarial como xa conseguiron noutras comunidades autónomas.”

Comentarios