Una publicación recoge la historia de un total de 64 escaleras monumentales de Santiago

Una publicación recoge la historia de un total de 64 escaleras monumentales de Santiago

El libro, coeditado por el Consorcio de Santiago y Andavira Editora, fue presentado ayer en la Fundación Torrente Ballester

El Consorcio de Santiago y Andavira Editora acaban de publicar "De tiros, huellas y arrimos. Historia de la escalera monumental en Santiago de Compostela", un libro de la historiadora del arte Miriam Elena Cortés López, que aborda la presencia de este singular elemento arquitectónico en la ciudad desde sus orígenes hasta la actualidad. Fue presentado ayer en la Fundación Torrente Ballester. 

En el acto estuvieron, además de la autora, la gerente del Consorcio de Santiago, Belén Hernández; el responsable de Publicaciones del organismo, Juan Conde; junto a la directora de Andavira Editora, Lucila Ventoso. Esta publicación ofrece otra nueva manera de ver y entender Compostela. Lo hace a través de un paseo por las escaleras monumentales que se integran en su trama urbana, en sus jardines… Pero también ofrece una visita por medio de aquellas que se esconden en el interior de los edificios más representativos y por otras que resultan menos conocidas pero que conforman la historia de la escalera desde el siglo XVI, o mismo las que en su día pudieron haber existido o existieron, pero que en la actualidad ya no se conservan. 

Este viaje a través del tiempo permite entender la riqueza artística, estilística y formal de los arquitectos que trabajaron en la ciudad compostelana. El estudio invita a conocer el terreno de este elemento arquitectónico de varias maneras. A través de cada uno de los ejemplos que se presentan, se aportan datos históricos, testimonios de la época… Pero también se tratan cuestiones de índole formal, como algunas de sus peculiaridades más significativas. Y se cuenta con la colaboración del fotógrafo Fuco Reyes, autor, entre otras, de la imagen de la portada. 

A lo largo del libro se aborda la literatura arquitectónica en Santiago, los orígenes de la escalera en la ciudad, a través de la cripta y el camarín de la catedral de Santiago, los claustros renacentistas y la sacristía de la capilla del Hospital Real (actual Hostal de los Reis Católicos). Se trata la escalera en la arquitectura civil, presente en colegios como los de Fonseca, San Clemente, San Xerome, edificio de la Universidad y en la facultad de Medicina; en los antiguos hospitales como lo de San Roque, Hospital Real y Conxo; en los pazos y en los teatros. Luego se centra en la escalera en los principales conventos y en la catedral.

La autora se detiene además en su entorno natural: parque de la Alameda, iglesia de Santa Susana y la Residencia de Estudiantes. Se acerca a la escalera urbana, en particular a las de las plazas de la Quintana y Platerías, la escalera Maximiliana de la catedral, la de acceso al convento de Santa Clara, Pórtico Real del monasterio de San Martiño Pinario, estación de ferrocarril y antiguo Hospital Provincial. Un capítulo está dedicado la aquellas escaleras desaparecidas y frecuentemente olvidadas. Y la publicación finaliza con un acercamiento a la escalera en la actualidad compostelana. 

Miriam Elena Cortés explica que la amplitud de casos que se estudian en este trabajo, que aglutina un total de 64 escaleras, la obligó a involucrarse “no solo en cada escalera en concreto, sino en los contextos y particularidades que la rodean, y que hacen de cada una de ellas un caso único. Aspectos como el espacio en el que se encuentran, el momento en el que se construyen, hasta los cambios o alteraciones que pudieron experimentar con el paso del tiempo. Son tantos los condicionantes que determinan la vida de cada escalera que en la práctica totalidad de las piezas fue necesario abordarlas de una manera individualizada, recurriendo la aquellas personas que nos pudieron ofrecer alguna pista”. 

De las escaleras más antiguas y vistosas a las más modernas y menos evidentes 

El prólogo del libro es de Juan Monterroso, profesor de Historia del arte de la Universidad de Santiago. Destaca que “junto al valor histórico que poseen escaleras como las que nos conducen a la cripta del Apóstol Santiago o nos permiten acceder al camarín donde el fiel puede abrazar al Santo, escaleras como la que da acceso al Pórtico de la Gloria y a la cripta de la catedral compostelana, la conocida como Escalera Maximiliana, se erigen como verdaderos hitos en el espacio urbano. La plaza del Obradoiro sería diferente si no contara con ese doble tiro recto que interrumpe la regularidad de un espacio que se fue configurando lentamente. Mismo, como ocurre en cuyo caso, la escalera estuvo ahí antes que la plaza que conocemos hoy en día”. “Todas estas escaleras y otras muchas son analizadas en este libro de una manera rigurosa y ameno. Su origen histórico, su configuración, la función práctica y simbólica que cada una de ellas posee… de los testimonios más antiguos y vistosos a aquellos más modernos y menos evidentes; mismo de aquellos otros que el progreso, los nuevos tiempos y la imposición de unas nuevas necesidades llegaron la amenazar o, aun, ponen en cuestión su existencia” -indica el profesor-. 

La autora centra sus investigaciones en el patrimonio arquitectónico gallego 

Miriam Elena Cortés es doctora en Historia del arte por la Universidad de Santiago de Compostela. Sus líneas de investigación se desarrollan alrededor de los campos del patrimonio arquitectónico gallego, el urbanismo y el paisaje, con varios estudios sobre la escalera monumental. También tiene hecho trabajos en torno a la cuestión de los Via Crucis monumentales o la literatura artística en las bibliotecas y archivos compostelanos.

Comentarios