El Real Madrid gana la Supercopa de Baloncesto

El Real Madrid gana la Supercopa de Baloncesto

El baloncesto en estado puro con más de 5.000 personas llenando Sar

Espectáculo en el Multiusos Fontes do Sar. El baloncesto en estado puro con más de 5.000 personas llenando el estadio en un evento que ha revolucionado la ciudad en todos los sentidos. La final entre el Real Madrid y el Baskonia marcaba una expectación entre dos grandes de la Liga Endesa.

Finalmente, el Real Madrid ha ganado el partido en una contienda muy reñida desde los primeros minutos y con la presión de Sar sobre los jugadores madrileños. Los vascos no se lo pusieron fácil y estuvieron presionando desde los primeros minutos para marcar cierta distancia del Real Madrid.

La salida madridista en la final fue calcada al día anterior. Su defensa maniató a la línea exterior del Baskonia, que solo encontraba soluciones en Poirier. Llull dirigió a su equipo en ataque con Tavares de aliado y el Real Madrid pronto tomó la iniciativa (13-6). 

La tensión y la dureza se multiplicaron en el segundo cuarto. Baskonia estuvo más acertado en el triple y fruto de ello logró un parcial de 8-0 que valía su peso en oro y le permitió mandar con hasta ocho puntos de ventaja en el 16´(28-36). Pero el Real Madrid se mantuvo firme y no bajó su intensidad. 

Fue un encuentro igualado desde el inicio que al descanso se fue con ventaja para los vitorianos (42-44) con Llull, una vez más, como el más destacado del equipo de Laso. La igualdad se mantuvo en el tercer cuarto pero fue en el último parcial cuando los blancos comenzaron a estirar el marcador con un acertado Prepelic.

Con cinco puntos arriba entró el partido en los últimos tres minutos y aunque lo intentó Baskonia el Real Madrid no se dejó sorprender y acabó adjudicándose la Supercopa por quinta vez en su historia 

El Baskonia, fiel a su estilo, no se dio por vencido y siguió insistiendo, pero ahí es donde afloró la fuerza de equipo con una defensa asfixiante y la aportación de cada uno de ellos. Campazzo asumió galones en ataque y Rudy sumaba en las estadísticas que no se ven (6 asistencias y 7 rebotes). 

Tavares se agrandaba aún más y el Real Madrid sentenció la final secando a un rival que solo anoto 11 puntos en el último cuarto. Sensacional el nuevo campeón de la Supercopa, que sacó su mejor baloncesto cuando la situación más lo requería. Al final, 80-73 y quinto título, primero de una temporada que se prevé apasionante (80-73, min. 40). 

Comentarios
Lo más