Luís Villares no teme que pierda la portavocía en el Parlamento de Galicia

Luís Villares no teme que pierda la portavocía en el Parlamento de Galicia
Luís Villares no teme que pierda la portavocía en el Parlamento de Galicia

A este hilo también se ha manifestado la coordinadora nacional de EU y diputada de En Marea, Eva Solla, que ha explicado que esta posibilidad no se ha abordado en ningún foro

El portavoz de En Marea, Luís Villares, ha restado hoy importancia a la posibilidad de que la crisis orgánica de la formación tenga repercusión en el grupo parlamentario y con ello pretendan relevarlo como portavoz en la Cámara legislativa gallega.

"No se me ocurre que haya quien se salte el mandato de los votantes y los inscritos”, ha dicho Villares recordando que acaba de ser refrendado como líder del partido en unas elecciones internas en las que “no se acreditó ninguna irregularidad”.

Además, ha recordado que su designación como portavoz de En Marea en la Cámara se deriva del "mandato" de los inscritos en las elecciones primarias de agosto de 2016 y de las más de 270.000 personas que en los últimos comicios autonómicos depositaron su confianza en el partido instrumental.

A este hilo también se ha manifestado la coordinadora nacional de EU y diputada de En Marea, Eva Solla, que ha explicado que esta posibilidad no se ha abordado en ningún foro ya que “todas las modificaciones dentro del grupo parlamentario” se tratarán en el seno del mismo.

Solla ha recordado que el periodo de sesiones acaba de iniciarse y que, por tanto, a finales de mes habrá una reunión de grupo en la que se podría dar “un debate” sobre “esa circunstancia”.

Ha revelado por tanto que en la actualidad no se ha tenido “ningún tipo de debate” ya que “en su momento, al comienzo de la legislatura y cuando hubo modificación revisamos, escogimos a las personas que creemos iban a hacer mejor trabajo” y, por el momento, “el funcionamiento es correcto”.

Con todo, ha admitido que “es obvio que no somos impermeables al debate político que se da fuera, pero por ahora no se produjo ningún tipo de discusión en el grupo y ahora estamos preparados para comenzar el período de sesiones con normalidad”.

Ha defendido por tanto, que “existe un funcionamiento correcto dentro del grupo” aunque “a nadie se lee escapa que las divergencias con el propio portavoz afectan la relación de diputados” el propio Villares.

Por ello, y tal como había dicho ayer, pide a Villares que ejerza su cargo con “responsabilidad”.

Comentarios