El drama del desahucio le llega a una vecina de Teo de 70 años

El drama del desahucio le llega a una vecina de Teo de 70 años

Isabel Epasandín Freire tiene que dejar su vivienda el próximo 28 de febrero ante la orden de desahucio del Juzgado de Instrucción número 2 de Santiago de Compostela

El drama del desahucio es una marca que deja huella a las familias implicadas en el proceso. Hasta hace poco se podían ver imágenes constantes de padres y madres con hijos que debían abandonar su vivienda por un procedimiento judicial. 

En este caso, viajamos hasta el concello de Teo en el que una mujer de 70 años tiene que abandonar su domicilio al recibir una orden de embargo por parte del Juzgado de Instrucción número 2 de Santiago de Compostela, a solicitud del Banco Santander. Pero esta historia comienza hace nueve años.

Año 2010. El marido de Isabel Espasandín Freire, conocido productor discográfico ya fallecido, inicia un proceso de concuros de acreedores de su empresa y se ve obligado a cerrar. En ese momento, tenía contraídos varios créditos con el Banco Pastor y el Popular avalados personalmente. La vivienda familiar tenía en ese momento una hipoteca con un capital pendiente de pago de 60.000 euros y el banco inició el proceso de desahucio.

La familia continuó pagando las cuotas y se quiso llegar a un acuerdo pero ante la nula volutad por parte de la entidad bancaria, decidieron dejar de pagar al ver que el resultado sería la pérdida de dinero y de la casa.

Durante los siguientes ocho años, la batalla judicial siguió su curso entre Isabel y la entidad bancaria. Incluso el Santander, propietario ahora del Pastor y Popular, se vio en la obligación de devolver 63.000 euros por mandato judicial.

¿Cuál es la situación en este momento? Queda pediente de pago 80.000 euros incluyendo los intereses de demora y costas. El juzgado comunicó el pasado 13 de febrero que la afectada no puede acogerse a la moratoria prevista en la ley de desahuicios que se alarga hasta el 2020 debido a que le consideran los ingresos brutos en lugar de los netos a la hora de la valoración, hecho por el cual se excede en un centenar de euros.

Mañana, a partir de las 9:30 en la sucursal de Praza de Galicia, su hijo Marcos quiere celebrar una concentración a las puertas de la sede del Santander en Santiago de Compostela para poder visibilizar la situación que está viviendo su madre y entregar firmas para que paren el desahucio de una mujer que va a perderlo todo, su vida. 

Comentarios