Hasta 8 comunidades piden el estado de alarma

Hasta 8 comunidades piden el estado de alarma
Hasta 8 comunidades piden el estado de alarma

Mientras otros gobiernos regionales buscan fórmulas alternativas para decretar el toque de queda tras la falta de acuerdo sobre el marco jurídico para su aplicación

Cataluña, Navarra, Cantabria y Castilla-La Mancha solicitarán a Pedro Sánchez la declaración del estado de alarma, después de que esta tarde el País Vasco, el Principado de Asturias, La Rioja, Extremadura y la ciudad autónoma de Melilla tomasen esta decisión, ante el aumento de casos de coronavirus durante las últimas semanas. Esta petición se produce tras la comparecencia de Sánchez, quien no ha descartado esta medida para avalar el toque de queda.

El Govern ha tomado este decisión en la reunión que ha convocado de urgencia este viernes por la tarde para debatir si pedir el estado de alarma, en la que han concretado que quién debe gestionar la situación de estado de alarma "debe ser la Generalitat".

Además, la presidenta del Gobierno de Navarra, María Chivite, ha defendido la utilidad del estado de alarma y ha remitido una comunicación a Moncloa solicitando su gestión "como autoridad competente si lo aprueba el Consejo de Ministros". 

El Gobierno de Castilla-La Mancha se ha sumado a esta petición. Su presidente ha explicado que mañana celebrará un Consejo de Gobierno extraordinario con el fin de solicitar al Ejecutivo central la aplicación del estado de alarma. Emiliano García-Page ha hecho estas declaraciones a los medios en Sanlúcar de Barrameda (Cádiz), donde ha ido a recoge el premio 'Turismo de Interior' que otorga el periódico 'La Razón'.

"Creo que hay consenso entre las autonomías y necesitamos una sensación general y de protección. Vamos a medir a lo largo de la semana que viene la concreciones. Me interesan parámetros homogéneos y unidad de mensaje para que España no sea un puzzle y tengamos un patrón", ha indicado.

El primero en hacer este anuncio ha sido Iñigo Urkullu, quien aclaró a primera hora de la tarde que el estado de alarma que ha pedido al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, por un período inicial de 15 días sería de aplicación "en todo el Estado", con el mando y la gestión en manos de los presidentes autonómicos y que se desarrollaría de manera coordinada.

Urkullu ha comparecido este viernes ante los medios de comunicación en Vitoria, dos horas después de que su gabinete haya informado de que el lendakari ha solicitado al presidente del Gobierno que declare el estado de alarma, una petición que ha remitido formalmente esta misma tarde.

El lendakari ha tomado esta decisión, entre otras decisiones, ante la "alta probabilidad" de que en las próximas semanas sea necesario adoptar medidas "más restrictivas e intensas" como confinamientos perimetrales o "limitaciones de actividad nocturna". 

Ha reconocido que en su petición de estado de alarma, que también ha comunicado a otros presidentes autonómicos, ha influido la decisión adoptada el jueves por el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco de no avalar una de las medidas recogidas en la orden dictada por la consejería vasca de Salud que prohibía reuniones de más de seis personas en el ámbito privado y público, al entender que infringía un derecho fundamental y que la comunidad autónoma no está facultada para ello, sino el Estado.

Posteriormente, la presidenta de la Rioja Concha Andreu, ha pedido "la declaración del estado de alarma, con mando y gestión del mismo en la Presidencia del Gobierno de La Rioja, y además de manera coordinada en el conjunto del Estado". Andreu ha explicado que su región "ha registrado el mayor número de contagios por coronavirus desde el inicio de la pandemia en la región: 228 positivos". Ante ello, ha proseguido, "seguimos, minuto a minuto, el comportamiento de la propagación del virus y el horizonte próximo" ante lo que ha explicado "debemos ser todos conscientes, es muy preocupante".

Asturias sumó ayer 323 nuevos contagios por coronavirus, cifra que supone un nuevo récord diario de casos desde el inicio de la pandemia en una jornada en la que la tasa de positividad se elevó hasta el 6,8 por ciento, frente al 5,6 por ciento del miércoles, con lo que sigue por encima del umbral fijado por la OMS para considerar que la expansión de la covid se encuentra bajo control (5%). 

El Gobierno del Principado ya aprobó el pasado 14 de octubre nuevas restricciones que se concretan en la prohibición de consumir en las barras de los establecimientos hosteleros y en limitaciones de aforo en los centros comerciales. "Que nadie se llame a engaños: sin salud no hay economía. El camino a la reanimación económica es controlar la salud pública. Es más, quién quiera reanimar la economía tiene que dar máxima prioridad a la salud", aseguró Barbón este jueves después de que el Ministerio de Sanidad anunciara un nuevo récord de contagios diarios.

Así, el Ejecutivo asturiano va a decretar este viernes el cierre perimetral de los núcleos urbanos de Oviedo, Gijón y Avilés, las tres principales ciudades asturianas en las que se ha constatado una mayor incidencia de la pandemia y que registran una mayor movilidad. Barbon también ha avanzado que se va a solicitar "una valoración jurídica previa" al Tribunal Superior de Justicia de Asturias (TSJA) para establecer un toque de queda entre las 00:00 y las 6:00 horas, para el que hay "una decisión política tomada" pero que requiere de unas garantías.

El presidente del Principado ha advertido de que "llegan semanas duras" y por ello hay que tomar decisiones para "doblegar la curva" y evitar un nuevo confinamiento domiciliario. Barbón, quien ha recordado que en esta situación hay que reducir la movilidad y reducir los contactos estrechos, ha hecho un llamamiento a las empresas para que faciliten el teletrabajo en la medida de lo posible o para que establezcan turnos. 

Por su parte, el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara ha asegurado que "lo lógico sería que fuera para todo el territorio nacional". Lo ha hecho en una rueda de prensa en la que ha avanzado que esta solicitud se hará en la tarde de este mismo viernes, y así se lo ha comunicado a los partidos políticos y agentes sociales de la región. "Para seguir tomando decisiones necesitamos el amparo del estado de alarma", ha aseverado Fernández Vara, quien ha considerado que en la situación actual "es la mejor solución de las posibles", ya que "vienen semanas complicadas" por lo que es bueno "tener una base legal suficiente" para tomar medidas. No obstante, ha aclarado que la declaración del estado de alarma en Extremadura "no es para confinar a la ciudadanía, sino para limitar la movilidad". 

Fernández Vara ha indicado que de sus conversaciones con otros presidentes de comunidades se pone de manifiesto que todos tienen las mismas preocupaciones y es que, pese a que se están tomando medidas, el incremento de casos "es claro y evidente" y con resultados que no son los que gustaría.

A su juicio, la mejor solución sería el confinamiento, "pero hay que entender que no es posible, porque no puede haber salud sin economía y economía sin salud", y cree que puede ser quien no tenga su responsabilidad "entienda las cosas de otra manera".

El presidente de la Ciudad Autónoma de Melilla, Eduardo de Castro, ha justificado este viernes su solicitud al Ministerio de Sanidad para que declare el estado de alarma en la ciudad, ya que afirma que es la única herramienta jurídica posible para que se pueda declarar el confinamiento nocturno, "ese mal llamado toque de queda". En una rueda de prensa urgente, tras anunciar anoche en Twitter que había pedido por escrito la declaración del estado de alarma, De Castro ha explicado que la Ciudad Autónoma carece de capacidad legislativa para poder plantear en la Asamblea el confinamiento nocturno, como están haciendo otros parlamentos regionales.

Mientras tanto Andalucía ha afirmado que no va a pedir el estado de alarma “de momento”. Así lo han confirmado fuentes del Gobierno de Juan Manuel Moreno, uno de los barones del PP que sí habían dicho abiertamente que esa fórmula sería “positiva” y ayudaría a fijar un marco común seguro para toda España.

La Comunidad de Madrid vería "interesante" la aplicación de un estado de alarma nacional, algo que tendría "más sentido" que hacerlo individualizado, pero ha recordado que esa facultad le corresponde al Gobierno central. 

"Tendría más sentido nacional y siempre respetando la evolución en cada comunidad. Creo que sería una decisión que podría ser interesante, pero quien debe tomar la decisión es el Gobierno de España", ha asegurado el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, en una entrevista en 'RNE', recogida por Europa Press.

Así, ha apuntado que Madrid está "esperando" que el Ejecutivo nacional lidere y tome la decisión sobre "algo que es su competencia", la movilidad, y ha recordado que cuando se le impuso a esta autonomía "no se valoró" su opinión. "Nosotros lo tenemos sin haberlo pedido", ha afirmado Escudero.

Cantabria va a solicitar al Gobierno en las próximas horas la declaración del estado de alarma ante el elevado número de contagios y para que las diferentes medidas a adoptar por las comunidades autónomas tengan cobertura legal. Fuentes del Ejecutivo cántabro han informado de que la petición le será trasladada mañana, sábado, al Gobierno central y de su contenido se informará a través de un comunicado que le será remitido a los medios de comunicación posteriormente. 

Por el momento, el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha publicado en su cuenta de twitter que "las comunidades autónomas deben homologar medidas similares en todo el territorio español ante la pandemia" y añade que "se necesita la declaración del estado de alarma por parte del Gobierno para tener cobertura legal en las medidas que adoptemos las autonomías". 

Comentarios
Lo más