La pensión media en Galicia alcanza los 864 euros en octubre, pero representa la segunda más baja a nivel nacional

La pensión media en Galicia alcanza los 864 euros en octubre, pero representa la segunda más baja a nivel nacional
La pensión media en Galicia alcanza los 864 euros en octubre, pero representa la segunda más baja a nivel nacional

La prestación por jubilación asciende a unos 984 euros, casi 200 menos que la media estatal

La pensión media en Galicia se ha incrementado un 2,64% en octubre respecto a ese mes del año anterior hasta alcanzar los 864,38 euros, pero se ha mantenido como la segunda más baja a nivel nacional, según datos del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones.

En concreto, el importe de una pensión media en Galicia ha supuesto el 85,07% de la nacional. Por provincias, en la comunidad, A Coruña y Pontevedra han registrado la pensiones medias más elevadas 908,98 y 904,98 euros, respectivamente. Mientras, el menor importe se ha contabilizado en Ourense (748,32 euros) y Lugo (771,02 euros).

Asimismo, en octubre, la Comunidad gallega ha sumado 764.077 pensionistas, un 7,82% del total a nivel nacional. Esta cifra ha representado un descenso del 0,29% en relación al mismo mes de 2019.

Así, la mayor parte de estas prestaciones se han recibido en las provincias de A Coruña y Pontevedra, donde las han cobrado 299.138 y 242.729 personas, respectivamente. Además, en Ourense las han percibido 106.945 ciudadanos y, en Lugo, 115.265.

CLASES DE PRESTACIONES
Por tipos de pensiones, la de jubilación ha presentado la cuantía más elevada (983,78 euros) y ha sido la que han percibido más personas, un total de 479.531 gallegos.

No obstante, la pensión de jubilación de la comunidad ha representado la segunda más baja de España, solo superada por la de Extremadura, y se ha situado por debajo de la media nacional, que casi ha superado los 1.186 euros.

Por provincias, en A Coruña y Pontevedra la pensión por jubilación ha ascendido hasta más de 1.040 euros de media, mientras que en Ourense y en Lugo se han observado las cifras más bajas de Galicia, 819,78 y 869,54 euros, respectivamente.

La segunda pensión más alta percibida en Galicia ha sido la de incapacidad permanente, que ha alcanzado los 892,68 euros, y ha sumado 69.230 beneficiarios. No obstante, esta ha supuesto la tercera comunidad en la que la cantidad de esta prestación ha sido menor.

En este caso, las pensiones más elevadas se han recibido en la provincia de Ourense (909,16 euros de media), seguida por A Coruña (897,44 euros), Pontevedra (874,73 euros) y Lugo (887,79 euros).

LA PENSIÓN DE VIUDEDAD GALLEGA, LA MÁS BAJA DE ESPAÑA
Además, la pensión media de viudedad, que ha sido asignada a 185.480 personas, ha alcanzado los 614,73 euros, la cifra más baja para este tipo de prestación de las percibidas en las distintas comunidades. En las provincias gallegas, la media más alta para las pensiones de viudedad se ha registrado en A Coruña (654,07 euros), seguida por Pontevedra (640,13 euros), Ourense (36,75 euros) y Lugo (527,69 euros).

La pensión de orfandad en Galicia se ha situado en 406,34 euros, unos cinco euros por debajo de la media, y ha sido percibida por 23.233 ciudadanos. En A Coruña, esta prestación ha alcanzado los 417,04 euros de media, en Lugo y Ourense, ha superado ligeramente los 400 euros y, en Pontevedra, ha rebasado los 398,42 euros.

Mientras, la prestación en favor de familiares, de la que se han beneficiado 6.603 gallegos, ha ascendido a 526,88 euros y solo ha sido más alta que la percibida en Extremadura.

Lugo y Ourense han marcado mínimos a nivel nacional en relación a la cuantía de las prestaciones en favor de familiares, que se han situado en 496,59 euros y 493,17 euros en estas provincias, respectivamente. Sin embargo, estas prestaciones han sido más elevadas en A Coruña (541,49 euros) y Pontevedra (543,96 euros), aunque también se han colocado por debajo de la media estatal.

Adicionalmente, un 29,6% de las pensiones de la comunidad (un total de 225.958) han incluido un complemento a mínimos, percibido en mayor parte por mujeres.

DATOS NACIONALES
La Seguridad Social destinó en el presente mes de octubre 9.930,1 millones de euros al pago de pensiones contributivas, un 2,2% más que en el mismo mes de 2019.

En la nómina de octubre se han abonado 9.773.471 pensiones contributivas, 8.119 prestaciones más que en septiembre y casi la misma cifra que un año antes.

Más de dos tercios de la nómina se destinaron al abono de las pensiones de jubilación, que sumaron un importe de 7.121,5 millones de euros, un 2,8% más que en octubre del año pasado.

A las pensiones de viudedad se destinaron 1.710 millones de euros, un 1,4% más que hace un año, mientras que a las prestaciones por incapacidad permanente se dedicaron 933,2 millones de euros (-0,4%). Por su parte, al pago de las prestaciones de orfandad se destinaron 139,1 millones (+0,9%), y a las prestaciones a favor de familiares, 25,4 millones de euros (+2,9%).

La pensión media de jubilación alcanzó en octubre los 1.167,8 euros, un 2,3% más que el año pasado, mientras que la pensión media de viudedad fue de 728,66 euros al mes (+2,05%).

La pensión media del sistema, que comprende las distintas clases (jubilación, incapacidad permanente, viudedad, orfandad y a favor de familiares), aumentó un 2,2% interanual, hasta situarse a 1 de octubre en 1.016,03 euros mensuales.

En el mes de septiembre, última fecha disponible, las pensiones correspondientes a las nuevas altas de jubilación fueron de 1.415,24 euros de media, mientras que las del Régimen General llegaron a 1.530,34 euros mensuales.

AUMENTAN UN 11,6% LAS ALTAS DE PENSIONES
Según los datos del Instituto Nacional de la Seguridad Social, el número de altas de pensión registradas a lo largo del mes de septiembre aumenta en 47.555 pensiones, lo que supone un incremento del 11,6% respecto del mismo mes de 2019.

Si se considera el acumulado anual, entre enero y septiembre han causado alta 378.486 nuevas pensiones, lo que supone un descenso del 10,7% respecto al mismo periodo del año pasado (el pasado mayo decrecía un 22,4%).

Por otro lado, desde enero han causado baja 395.530 pensiones, un 13,5% más que el año anterior (en mayo, esta tasa era del 16,2%). Las prestaciones de viudedad y jubilación son las que concentran un mayor incremento del número de bajas, del 16,8% y del 14,9%, respectivamente.

El número de pensiones pertenecientes a clases pasivas en vigor en el mes septiembre de este año fue de 639.428 con una nómina mensual de 1.162,79 millones de euros.

El Régimen de Clases Pasivas del Estado incluye fundamentalmente al personal militar y a funcionarios de la Administración General del Estado, de la Administración de Justicia, de las Cortes Generales y de otros órganos constitucionales o estatales, así como los funcionarios transferidos a las comunidades autónomas. 
Comentarios