Sin hostelería, solo con convivientes y perimetrados: la nueva realidad de Galicia

Sin hostelería, solo con convivientes y perimetrados: la nueva realidad de Galicia
Sin hostelería, solo con convivientes y perimetrados: la nueva realidad de Galicia

Las nuevas restricciones entraron en vigor en la medianoche de martes a miércoles y estarán en vigor durante "por lo menos tres semanas"

Esta será la primera vez que la Xunta cierra perimetralmente los 313 municipios gallegos. De este modo, desde las 00,00 del miércoles --o desde las 6,00 si se tiene en cuenta el toque de queda--, nadie podrá entrar o salir de un ayuntamiento sin causa justificada, por motivos laborales, escolares, de salud o para el cuidado de personas dependientes, entre otros.


HOSTELERÍA Y GIMNASIOS CERRADOS
Además, el Gobierno autonómico ha decidido la suspensión de toda actividad económica que no sea "esencial". Esto se traduce, tal y como ha explicado Feijóo, en que todos los locales de hosteleria deberán permanecer cerrados y tan solo abrirán para entregas a domicilio y recogidas de encargos.

Esto no afectará a los comedores del ámbito laboral, que podrán seguir ofreciendo comidas a los trabajadores de los centros a los que están adscritos.

En el ámbito del deporte, su práctica estará restringida al modo "individual, al aire libre y en el propio ayuntamiento", según ha concretado Feijóo. Ello implica el cierre de gimnasios "y otros establecimientos interiores" para el deporte.

La excepción a esta norma serán las competiciones de ámbito estatal e internacional, mientras que siguen cerradas las de ámbito autonómico como "ya se decidió la semana pasada".

Asimismo, será obligatorio el uso de mascarilla "siempre, también para correr en las calles". "Ya, lamentablemente, no vale la distancia de dos metros", ha añadido el presidente de la Xunta.

También deberán cerrar al público cines, teatros, auditorios, museos, bibliotecas y otros espacios culturales, así como casinos, salones de juego, tiendas de apuestas, locales de ocio nocturno y espacios de ocio infantil, entre otros.

COMERCIO NO ESENCIAL HASTA LAS 18,00 HORAS
Por parte del comercio, los establecimientos no considerados esenciales continuarán abiertos pero deberán adelantar la hora de cierre a las 18,00 horas y seguir respetando las restricciones de aforo máximo, situado en el 50 por ciento. Además, los centros comerciales no podrán abrir durante el fin de semana.

Por el contrario, negocios como supermercados, tiendas de alimentación, farmacias y talleres mecánicos, entre otros, podrán operar hasta las 21,30 horas --a las 22,00 entra en vigor el toque de queda-- por sí ser "servicios esenciales" desde el "primer momento" de la pandemia, según ha explicado el presidente de la Xunta.

También cerrarán durante tres semanas instalaciones sociales en el ámbito de la tercera edad como clubs de jubilados o similares, aunque continuarán abiertos centros de día y residencias de mayores.

REUNIONES DE SOLO CONVIVIENTES
En cuanto a las reuniones sociales, tanto en espacios públicos como privados estarán limitadas a personas convivientes, a excepción de actividades laborales, empresariales, profesionales y administrativas, el cuidado de personas dependientes, así como en los centros educativos que continuarán abiertos, siempre que se adopten las medidas de seguridad.

De hecho, en el ámbito educativo, colegios, institutos y escuelas infantiles no cerrarán. Donde no habrá actividad será en las universidades, que reanudarán las clases el próximo 8 de febrero y exclusivamente en formato 'online' durante la primera semana. Está previsto que las facultades recuperen la presencialidad el 17 de febrero.

Eso sí, los exámenes previstos en formato presencial a lo largo de esta semana se mantendrán con el cumplimiento de los protocolos ya establecidos --control de entradas salidas, ajustes de horarios y distancias--, tal y como han concretado a Europa Press fuentes de la Xunta. 

Comentarios
Lo más