Apuñala a su expareja en un parque y persigue con un cuchillo a los que trataron de ayudarla

Apuñala a su expareja en un parque y persigue con un cuchillo a los que trataron de ayudarla
Apuñala a su expareja en un parque y persigue con un cuchillo a los que trataron de ayudarla

Según los mismos, al ser recriminado por su actitud el agresor, presuntamente, sacó un cuchillo y asestó dos puñaladas a la mujer.Ante esto, los testigos trataron de ayudar a la víctima para evitar la agresión, pero el joven les persiguió con un cuchillo antes de volver hacia la víctima y asestarle otras tres puñaladas en diferentes partes de su cuerpo.El joven se ha tirado al río para evitar su detenciónCuando la Policía Local de Logroño se ha personado en el sitio, la mujer estaba siendo atendida por los testigos y presentaba varias lesiones por arma blanca. Siguiendo la ruta por la que había abandonado el lugar, los agentes han localizado en la pasarela peatonal sobre el río Ebro a un individuo que coincidía con las características aportadas por los testigos.Al alcanzarle para proceder a la detención, el presunto agresor se ha puesto al otro lado de la barandilla de la de la pasarela, ha amenazado con autolesionarse y se ha autorrealizado heridas leves.

La Policía Local de Logroño ha detenido a un joven, de 20 años, por apuñalar hasta cinco veces a su expareja, de 25, en el Parque del Ebro, junto al frontón del Revellín, en Logroño. Además, el joven habría impedido que los que han presenciado el crimen se acercasen a la víctima ya que persiguió con un cuchillo a todo aquel que intentó socorrerla.


En torno a las 16,45 horas del domingo, la Policía Local ha recibido el aviso de varios testigos que estaban presenciando cómo un hombre forcejeaba con una mujer en la vía pública. Según los mismos, al ser recriminado por su actitud el agresor, presuntamente, sacó un cuchillo y asestó dos puñaladas a la mujer.

Ante esto, los testigos trataron de ayudar a la víctima para evitar la agresión, pero el joven les persiguió con un cuchillo antes de volver hacia la víctima y asestarle otras tres puñaladas en diferentes partes de su cuerpo.


El joven se ha tirado al río para evitar su detención


Cuando la Policía Local de Logroño se ha personado en el sitio, la mujer estaba siendo atendida por los testigos y presentaba varias lesiones por arma blanca. Siguiendo la ruta por la que había abandonado el lugar, los agentes han localizado en la pasarela peatonal sobre el río Ebro a un individuo que coincidía con las características aportadas por los testigos.

Al alcanzarle para proceder a la detención, el presunto agresor se ha puesto al otro lado de la barandilla de la de la pasarela, ha amenazado con autolesionarse y se ha autorrealizado heridas leves. Momentos después, cuando los agentes iban a deterle, se ha lanzado al río. Ha sido otra patrulla de Policía Local de Logroño la que finalmente ha detenido al joven en el soto inundable a la altura de la calle Cabo Noval.

Tanto el agresor como la víctima han sido trasladados al hospital, él con heridas leves autoinfringidas en el cuello y ella con varias lesiones por arma blanca en el cuello, la espalda el abdomen y las manos, de las que todavía se desconoce el alcance.


No existían antecedentes por violencia machista


Al parecer, víctima y agresor convivían juntos hasta hace unos días, cuando la mujer decidió terminar la relación. Según los datos aportados, el domingo por la tarde se habían citado para hablar, pero ella había decidido no volver con él. Ante su negativa, el agresor decidió acuchillarla, hecho que podría tener previamente decidid, según lo manifestado a los agentes. No constaban antecedentes previos de violencia machista por parte del agresor ni había medidas de protección en vigor.

Comentarios