Carmen Nieto, víctima de los depredadores urbanísticos en Bertamiráns

Carmen Nieto, víctima de los depredadores urbanísticos en Bertamiráns
Carmen Nieto, víctima de los depredadores urbanísticos en Bertamiráns

Con 73 años y enferma perdió una casa que le obligaron a vender 

Víctima del sistema y de la atroz burbuja inmobiliaria. Esta es la situación de Carmen Nieto, vecina de la calle Fraguas de Bertamiráns, que a sus 73 años, y enferma, se ve abocada a un desahucio. 

Carmen emigró con su marido a Inglaterra. A la vuelta, hace más de 40 años, junto con su difunto esposo construyó sobre la finca heredada de sus padres la casa ubicada en la calle Fraguas nº 16 de Bertamiráns que ha sido y es su vivienda habitual. Todo comenzó en el año 2007 cuando la empresa promotora con sede en A Coruña, GESTIÓN INMOBILIARIA DEL SUELO CAP S.L., adquirió de casi todos los propietarios la mayoría de los terrenos del ámbito de actuación urbanística. Carmen se vio casi obligada a venderle a la promotora. La amenazaron con que derribarían su casa si no se la vendía a una inmobiliaria que quería construir lucrativos pisos en una gran parcela de 32.000 metros cuadrados.

La promotora en 2009, solicitó el concurso entrar en concurso de acreedores sin haber pagado el precio de la compra de la vivienda a Carmen. Un concurso de acreedores que se cerró debiéndole 176.000 euros del dinero que había pactado por su finca. La casa vendida pasa a ser un activo de esas sociedad, mientras que Carmen se convierte en acreedora. 

En el 2007 con su vivienda vendida, Carmen compró con sus ahorros un pequeño solar y contrató la construcción de otra casa que sustituyese a la vendida, todo ello, a los elevados precios que se manejaban antes de la crisis de 2008 en este sector.

A través del concurso, la finca y casa de Carmen salió a subasta en lote junto con los demás terrenos del sector de SUNC de Cantalarrana, y fue adjudicado a Nova Caixa Galicia, principal acreedora de la sociedad concursada. Los empleados de la entidad bancaria autorizaron verbalente a Carmen a vivir en la casa. 

Realizada la fase de liquidación de la concursada en el año 2016 por el nuevo AC, Sr. Feans, la concursada solo pudo pagar 4.000 € a Carmen, resultando incobrable el resto del precio de la finca por lo que se quedó sin casa y sin dinero. Para pagar al constructor que había contratado para hacer la nueva casa, tuvo que vender la obra de la nueva casa a bajo precio pues ya la crisis inmobiliaria se había instalado en el sector inmobiliario, es decir perdiendo dinero, por lo que también se quedó sin ahorros.

En el 2012 Nova Caixa Galicia cedió el activo al Banco Malo demandante sabiendo que Carmen vivía en esa casa. El Banco Malo inició unas diligencias para confirmar que Carmen seguía viviendo en la casa, y la Guardia Civil de Milladoiro, compareció en la vivienda el 3 de junio de 2019 para recabar los datos de la Sra.

Por lo tanto, la Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb), ente público y dependiente del Estado conoce perfectamente quien habita en la casa y la situación de este persona. Aún así, se interpuso una demanada de desahucio. Algo que soprende siendo un órgano dependiente de un Gobierno que en la situación actual defiende paralizar este tipo de situaciones. 

El Concello de Ames mostró su solidaridad en redes sociales, pero por el momento no ha hecho nada. Los Servicios sociales han tomado nota y por el momento no han contactado con SAREB. Carmen solo quiere que le den una alternativa para poder vivir, por ejemplo le valdría con el alquiler de su propia vivienda u otra vivienda social que pueda mantener con su pensión de viudedad.

La SAREB nada ha dicho de que tenga pensado hacer algo sobre la finca de Carmen, por lo que permitiendole su uso, evita que la casa se deteriore y quede a disposición de okupas y demás




Comentarios