Recorridos podotáctiles e información en braille adaptan la intermodal de Santiago a las personas con ceguera

Recorridos podotáctiles e información en braille adaptan la intermodal de Santiago a las personas con ceguera
Recorridos podotáctiles e información en braille adaptan la intermodal de Santiago a las personas con ceguera

La Xunta ha abordado este lunes con la Fundación ONCE la adaptación de la estación intermodal de Santiago a las necesidades de personas con ceguera o limitación visual, para las que incluye recorridos podotáctiles y carteles informativos con información en braille.

En concreto, la conselleira de Infraestruturas e Mobilidade, Ethel Vázquez, ha visitado las instalaciones de la nueva terminal con el director xeral de Maiores e Persoas con Discapacidade, FernandoGonzález, y el presidente del Consello Territorial da ONCE en Galicia, Carlos Fernández, además de otros representantes de la entidad.


En un comunicado, el departamento autonómico explica que los representantes de la Fundación ONCE han constatado el trabajo ejecutado para hacer accesibles estas instalaciones y facilitar su utilización por parte de personas ciegas o con limitaciones de visión.

En este sentido, la terminal dispone de recorridos podotáctiles con el objetivo de favorecer la movilidad de este colectivo, encaminándolos por los diferentes elementos que conforman el complejo, para garantizar así su acceso al transporte público.

Asimismo, conforme ha indicado la Xunta, los carteles informativos instalados en la estación de autobuses y en su entorno recogen la información en braille. Además, los ascensores están adaptados para ser utilizados por personas con ceguera o limitación de visión.

La consellería ha destacado que el diseño de la nueva infraestructura incluyó las características necesarias para facilitar el desplazamiento de las personas con necesidades especiales. Para ello, se han dispuesto ascensores en los accesos desde el edificio de viajeros hasta las dársenas o una rampa exterior urbana para la conexión de las estaciones de autobuses y de tren, y de estas con la ciudad.

En la ejecución de la estación de autobuses, la Xunta ha señalado que también tuvo en cuenta las necesidades especiales de diferentes colectivos, por ejemplo, con la disposición de baños para usuarios ostomizados.

Los representantes de la Fundación Once han conocido el nuevo edificio de la estación de autobuses, con dos pisos, un total de 36 dársenas y una superficie que supera los 13.000 metros cuadrados.

En la visita también se ha realizado un recorrido por la pasarela, cuyas obras terminaron la semana pasada, culminando así la Xunta la primera fase de la estación intermodal de Santiago.

La Xunta ha recordado que el pasado miércoles se firmó el acta de recepción de las obras de esta pasarela que conecta la nueva estación de autobuses con la estación ferroviaria y une el Hórreo con Pontepedriña.

Una vez que el Gobierno gallego terminó estas dos intervenciones, el trasladado de la actividad a la nueva terminal está pendiente de que el Ayuntamiento de Santiago formalice los contratos de los servicios para su correcto funcionamiento, como limpieza, seguridad o información.

El departamento autonómico ha recordado que, estas dos actuaciones, tanto la estación de autobuses financiada íntegramente por la Xunta, como la pasarela, ejecutada por la Xunta pero cofinanciada por el Ayuntamiento y Adif, suponen una inversión total de 16 millones, de los que la Administración autonómica aporta más de 12. El proyecto está cofinanciado por la Unión Europea, en el marco del Programa Operativo FEDER Galicia 2014-2020. 
Comentarios
Lo más